‘LAS BRUJAS’ (THE WITCHES) | ¿VALE LA PENA?

En 1990 llegó una deliciosa comedia de brujas encabezada por la magistral Anjelica Huston. 20 años después, llega una “nueva versión” protagonizada por Anne Hathaway, que dejó mucho que desear.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por HBO Max (@hbomax) el

Sinopsis: Cuenta la conmovedora historia de un pequeño huérfano que, a finales de 1967, se va a vivir con su querida abuela a Demopolis, un pueblo de Alabama. El niño y su abuela tienen extraños encuentros con algunas brujas aparentemente glamurosas pero absolutamente diabólicas, así que ella decide quitarse de en medio y llevarse al chico a un hotel de lujo en la costa. Por desgracia, llegan exactamente al mismo tiempo que la Gran Bruja que ha reunido a sus compinches de todo el planeta -que van de incógnito- para llevar a cabo sus horribles planes.


TODO MAL MENOS UNA COSA…

Llegado el turno de la actualización de la clásica Las Brujas (The Witches), a priori la elección de Robert Zemeckis como el máximo responsable parecía por demás acertada, pero el resultado final está lejos de la genialidad que alguna vez mostró el director en películas como Back to the Future o Death Becomes Her. En esta ocasión, ni sus más incondicionales encontraran esas señas de identidad que envuelven su cine. Estamos ante un remake del todo innecesario y sin alma, con reconocidas celebridades desempeñando unas interpretaciones tan insulsas como la película.

Si la película original no era una maravilla, una generación recuerda el genial y terrorífico maquillaje de Angelica Huston en la película original, que apostaba algo más por el terror, pero la versión de 2020 no deja casi nada remarcable o que pueda perdurar en el tiempo… otro filtro más de snapchat.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por The Witches (@witchesmovie) el

Anne Hathaway está terrible, con su acento exagerado y su sobreactuación no logran elevar la película. Algo extraño, teniendo en cuenta que Hathaway tiene experiencia en darle luz a malas películas, como en Maestras del Engaño. Por otro lado, Octavia Spencer y su personaje de abuela no cuaja. En algunas de sus escenas no se siente como un personaje nuevo, se siente el reciclado de sus actuaciones en MA.

Lo único rescatable es que esta “nueva versión” es que respeta (muy a su manera) el final original de la novela de Roald Dahl. Luke y Bruno en el libro quedan malditos de forma irreversible. Tras acabar con las brujas y regresar a casa, su abuela señala que al no ser un ratón real envejecerá más lento que esos animales pero más rápido que un humano, quedándole a ambos un tiempo de vida relativamente similar. Dahl, se enfureció por este cambio en la versión noventera, y por el resto de su vida no permitió que volvieran a adaptar ninguno de sus libros.


¿Vale la pena? Si Roald Dahl viera esta versión se volvería a morir. No se siente la magia de la original…

Calificación: 2


Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: