‘BABA YAGA: TERROR OF THE DARK FOREST’ | ¿VALE LA PENA?

Baba Yaga: Terror of the Dark Forest (Яга. Кошмар тёмного леса) es la última película del director ruso Svyatoslav Podgaevskiy, uno de los pocos cineastas de dicho país cuya cinematografía está enteramente dedicada al cine de terror, un género que es prácticamente inexistente como producción en el cine ruso.

Sinopsis: Una joven familia se muda a un nuevo departamento a las orillas de la ciudad. Como los padres tienen una bebé recién nacida, contratan una niñera que rápidamente gana la confianza de los adultos. El hijo mayor descubre un comportamiento sospechoso en la nueva cuidadora y situaciones sobrenaturales alrededor de la bebé, pero sus padres no le creen ya que tienen cámaras de vigilancia instaladas que comprueban que nada raro ocurre. Pero un día el hermano mayor regresa a su casa y se da cuenta que ni su hermanita ni la niñera están en el hogar. Y lo que es peor, sus padres se encuentran en un extraño trance y no recuerdan a la pequeña.

NO ES UNA BRUJA… ES UNA PUTA BOLA DE ESTAMBRE

Tal como sucedió con sus películas anteriores Nevesta (La Novia) y Rusalka (La Sirena), el director Svyatoslav Podgaevskiy recurre a otra leyenda rusa para desarrollar su nueva película dentro del género del terror, y otra vez, la sensación de insatisfacción que deja su visionado se debe a que la película no cumple lo que promete.

La película no cumple con algunas cosas básicas que promete, primeramente, tratándose de una película de terror no logra nunca generar momentos de genuina tensión, todo sucede con una parsimonia tal que lo único que genera en el espectador es tedio.

Ahora, mi pregunta es ¿Dónde está baba yaga? Porque realmente no hay una escena en donde este la figura icónica de uno de los personajes folklóricos eslavos más populares, más bien en la película te muestran como ella es capaz de controlar a las personas y sus recuerdos, para que al final solamente te muestren una bola de estambre diabólica.

Lo peor de todo fue el plagio descarado a Coco de Disney, al desaparecer los niños olvidados por sus seres queridos… una mierda.

¿Vale la pena? Baba Yaga es una de las peores películas de este asqueroso 2020 ya que cuenta con malas actuaciones, un guión que pudo ser interesante pero que no se supo aprovechar además tiene sustos que son cliché y que no generan una sensación de temor en el espectador ya que son demasiados predecibles. Lo único que se podría rescatar de la película es su mitología.

Calificación: 1


Deja una respuesta